Lema

"El ignorante afirma, el sabio duda y reflexiona."
ARISTÓTELES (384 AC-322 AC), Filósofo griego.

miércoles, 29 de agosto de 2012

EL FIN DEL MUNDO... SEGÚN EL CINE.


A medida que avanza el año queda menos para las 11:12 UTC (tiempo universal coordinado) de ese 21 de diciembre de 2012, fecha para la que según algunos investigadores, los Mayas determinaron el final del mundo, aunque no sabemos muy bien qué significa eso exactamente. En realidad es cuestión de interpretaciones, porque según otros expertos sólo se trata del fin del ciclo de 5125 años del calendario de cuenta larga maya. Más allá de la controversia, si imaginamos cómo podría ser ese final, podemos recurrir al cine para encontrar las más diversas formas en que nuestra civilización o nuestro planeta llegan a su término. Veamos algunas que han atraído mi curiosidad.

EL ÚLTIMO HOMBRE VIVO (1971)
Basada en un relato de Richard Matheson (Soy leyenda), fue llevada en 2007n de nuevo al cine por Will Smith. Aquí, la humanidad desaparece casi en su totalidad por efecto de una plaga, un virus terrible cuyos escasos supervivientes se han convertido en mutantes. Sólo existe un hombre inmune, que busca desesperado más supervivientes para revertir los efectos del virus mediante su propia sangre. 

 
METEORO (1979)
Con Sean Connery como protagonista. Un cometa se desvía de su órbita y golpea a un asteroide, que se dirige directamente hacia la Tierra. Sólo la fuerza combinada de dos satélites secretos, norteamericano y ruso respectivamente, armados con cabezas nucleares, sería suficiente para desviarlo de su ruta y salvar a la Humanidad de un fin inminente.

 
EL DÍA DESPUÉS (1983)
La Guerra Fría llega a su fin de la manera más terrible: los misiles nucleares son lanzados. Ya no hay vuelta atrás. El mundo se ve envuelto en una hecatombe que termina en cuestión de minutos con la civilización humana y deja a los desgraciados supervivientes a merced de la radiación, la falta de medicinas y de alimentos. Será cuestión de meses o de años, pero no habrá supervivientes.

 
EL DÍA DESPUÉS DE MAÑANA (2004)
El calentamiento global lleva a un brusco cambio en los movimientos de las mareas. Se alteran las temperaturas de la superficie terrestre y en última instancia se produce un cambio climático global y devastador de manera repentina. La Tierra es cubierta de hielo en una nueva era glacial, y la población de países enteros se ve obligada a emigrar a las zonas más cálidas. Es el fin de la civilización tal como la conocemos.

 
EL NÚCLEO (2003)
El núcleo de hierro de la Tierra es un gigantesco imán que gira sobre sí mismo. Un día, los científicos descubren que se está deteniendo, lo cual llevará a la desestabilización de la corteza terrestre y por tanto al fin de la humanidad. La única solución es enviar una nave excavadora que lleve al interior del planeta a un pequeño grupo de científicos que intentarán, mediante cargas nucleares, que el núcleo recupere su velocidad de giro y la Tierra se estabilice. 

 
LA GUERRA DE LOS MUNDOS (1953)
Los marcianos llegan a la Tierra a bordo de una especie de meteoritos y comienzan la invasión. La especie humana se halla en peligro de extinción cuando los ejércitos descubren que todas sus armas, incluidas las nucleares, no pueden detener a los invasores. Pero un diminuto aliado nos echará una mano: el virus del resfriado común.

 
IMPACTO (2008) Miniserie de Tv.
Lo que iba a ser una inocente lluvia de meteoritos se transforma en una desagradable sorpresa cuando un gran pedazo de una enana marrón (estrella muerta cuya densidad es de toneladas por centímetro cúbico) impacta contra la Luna y se incrusta en ella, alterando el equilibrio del sistema Tierra-Luna. Se producen entonces sobre la superficie de la Tierra alteraciones meteorológicas, electromagnéticas y gravitatorias. La Luna comienza a caer sobre la Tierra y la única solución es arrancar la enana marrón con bombas nucleares para devolver nuestro satélite a su lugar. 

 
TORMENTA MAGNÉTICA (2009)
La caída de un cometa sobre la superficie de la Tierra origina varias catástrofes naturales, y poco después se descubre que existe el peligro de que la corteza terrestre se desprenda. Los científicos deben aplicar su ingenio para salvar al planeta de su destrucción.


TORNADO EN NUEVA YORK (2008)
A causa del calentamiento global comienzan a producirse gigantescas tormentas eléctricas y tornados sobre la superficie de la Tierra, alguno de ellos con fuerza suficiente como para borrar del mapa la ciudad de Nueva York. La humanidad se encuentra a merced de un peligro inevitable e impredecible.

 
EL AGUJERO NEGRO (2006)
Un peligroso experimento sobre física nuclear se escapa de las manos a los científicos, y se origina un agujero negro capaz de devorar toda la ciudad. Por si fuera poco, aparece una criatura intergaláctica que necesita alimentarse de electricidad. La Humanidad en peligro.

 
ICE QUAKE (2010)
Debido al derretimiento de la placa de hielo de Alaska, se generan corrientes subterráneas de metano que producen violentos terremotos. Existe el riesgo de una gran explosión que acabe con la Tierra, y las autoridades deberán encontrar la manera de evitarlo.

 
2012 (2009)
Los neutrinos que nos envía el Sol comienzan a interaccionar con el interior de la Tierra (cosa imposible según la física) y esto produce tales alteraciones que el planeta se convulsiona en medio de terremotos y gigantescas inundaciones. Las autoridades, avisadas a tiempo por el científico de turno, organizarán en secreto la construcción de una serie de arcas en las que deberá sobrevivir a la gran catástrofe una pequeña (pero seleccionada a base de talonario) porción de la Humanidad. En medio de ésto, un escritor de poco éxito se las apañará para conseguir que su familia se salve del desastre.
Así es como han imaginado algunos cineastas el fin de nuestra Humanidad, aunque posiblemente la cantidad de maneras para llegar a ese final sea tan variada como personas hay en el mundo. He elegido las películas que me parecieron más representativas y variadas, siempre en función de mi gusto, pero existen muchas más. La calidad de todas ellas es muy variable según los críticos, pero por supuesto, todo es cuestión de gustos personales. Con algunas se puede tener la impresión de haber perdido el tiempo, con otras se queda uno con ganas de ver más.
Si sois curiosos, como yo, tal vez os arriesguéis a verlas todas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario